sábado, 4 de noviembre de 2017

Leche frita


Hoy, día cuatro de noviembre, hace cinco años que iniciaron su andadura los precursores de la cocina Typical Spanish. Y como cada año en este día, nos han propuesto un dulce tradicional de la cocina española. #DiadelDulceTS.
Este es mi primer año en tan especial propuesta; la acepto y en compensación participo con el dulce que más añoranza me causa, leche o crema frita.
Cuando mi madre nos quería sorprender con este dulce de leche frita, nunca lo conseguía, porque su aroma traspasaba la puerta de la casa.
Volvíamos del colegio, empezábamos a subir las escaleras  y nos llegaba el olor a limón y canela. No recuerdo, si subía las escaleras de casa de dos en dos o de cinco en cinco.
¡ Que recuerdos !
Además este dulce te da la oportunidad de hacer variantes a tu gusto.






Ingredientes:
1/2 Litro de leche
80 gr de azúcar
50 gr de maicena ( harina de fécula de maíz)
4 yemas de huevo ( las claras las puedes congelar para otro postre)
Peladura de limón o naranja
Palo de canela o esencia de vainilla.


Para el rebozado:
Harina
Huevo

Ponemos la leche en un cazo o cazuela con peladura de limón o naranja, ponemos el palo de canela o un par de tapones de esencia de vainilla. Esto a tú gusto.
Dejamos a fuego suave hasta que comience a hervir.
Apagamos y tapamos hasta que entibie para que fusionen los aromas.
Mientras mezclamos las yemas junto con la maizena y el azúcar.
Retiramos las peladuras y la rama de canela ( En caso de que la hayamos puesto )
Volvemos a poner la cazuela al fuego y echamos nuestra mezcla, removemos continuamente hasta que espese.





Para el siguiente paso, tenemos  que usar una fuente que nos dé altura al dulce, no demasiada pero que tampoco se nos vaya a quedar plano.
Ponemos la fuente elegida, un poquito de aceite para asegurarnos que no se nos pega al recipiente, la untamos con papel de cocina para no excedernos, solo hay que untarlo ligeramente.
Echamos nuestra mezcla y dejamos que enfríe.
Una vez fría la cortamos en cuadrados como en la foto.







Cogemos los trozos y los pasamos por harina y huevo.






Los freímos por ambos lados y los pasamos a un recipiente con papel absorbente.
Ahora, todavía caliente, es cuando los puedes rebozar en azúcar y canela o solo en azúcar, eso a tu gusto nuevamente.
Este postre lo puedes tomar caliente, templado o frió.
Seguro que tú también tienes tu dulce especial, mis compañeros de propuesta sí lo tienen, vamos a ver que han hecho ellos.
Toca aquí para ver las propuestas de mis compañeros








10 comentarios:

  1. Está de lujo! Es un postre que no le sale bien a todo el mundo pero a ti te ha quedado divino! Besos!

    ResponderEliminar
  2. una verdadera delicia, me encanta la leche frita
    besos
    rosa

    ResponderEliminar
  3. Qué bueno... en mi tierra no es típico pero hace algunos años lo preparé y me encantó. La verdad es que no me quedó tan consistente como a tí, sino que la masa era mas blanda, Me apunto tu receta para la próxima.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También está muy rica menos consistente, yo la he hecho así porque es como les gusta en mi casa, pero mi madre la hacía más suave y estaba igual de rica. Muchas gracias

      Eliminar
  4. la leche frita es uno de mis postres preferidos. Te ha quedado de rechupete! Besitos :)

    ResponderEliminar
  5. que recuerdos para mi tambien, en mi casa la hacía mi padre y nos encantaba, me encanta tu receta, un lujo pasar por tu cocina, besos

    ResponderEliminar
  6. Pues para ser tu primera vez en este día tan dulce te has lucido Marisol, es un clásico de toda la vida y te ha quedado de lujo!! Es uno de mis postres preferidos...
    Un bst.

    ResponderEliminar

Gracias por participar en esta página.
se agradecen los comentarios animadores y las criticas constructivas